Seattle no puede faltar en la lista de cualquier viajero que disfrute del dinámico estilo de vida de las ciudades modernas. Con un paisaje urbano típico de la costa noroeste de Estados Unidos y una cultura vanguardista, esta ciudad te dará la oportunidad de conocer lo último en entretenimiento, arte y vida nocturna del país.

La mejor vista panorámica de la ciudad

El primer atractivo en Seattle es la Space Needle, una torre con vista panorámica de 360° de la ciudad, a 180 metros de altura. Desde 1962, ha sido un edificio emblemático en el paisaje. Si quieres tener la mejor vista, recomiendo llegar unos minutos antes de la puesta de sol. Así disfrutarás de los últimos momentos del día mientras observas como las luces de la ciudad se encienden al caer la noche.

Otro lugar extremadamente famoso es el Mercado de Pike Place, uno de los mercados públicos más viejos del país. Con sus puestos de artesanos, granjeros y productores de comida locales, encontraras los mejores recuerdos para llevar a casa. Además, hay panaderías, tiendas de dulces y restaurantes de mariscos típicos de la costa noroeste del Pacífico. 

Kiosko de especias del Mercado Pike Place.

La escena artística

Pero más que nada, Seattle es conocida por su por su escena artística. En el centro de la ciudad encontrarás varios paseos escultóricos al aire libre y, junto a la Space Needle, podrás pasear por el jardín de esculturas de vidrio del Museo Chihuly.  En los barrios de Belltown y Freemont hay un sinfín de cafés donde se presentan escritores locales para leer su poesía en vivo. El Museo de Arte funciona de miércoles a domingo y vale la pena visitar, sobre todo, por sus exhibiciones temporales de artistas contemporáneos. 

Entre el Jazz y el Rock

En el ámbito musical, la ciudad cobra vida de noche. Si te gusta el jazz, encontrarás una gran variedad de salones con música en vivo que conservan su estilo clásico de los años 40. Y si eres fan del rock, tendrás que tomar una cerveza local en el Central Saloon. Este bar es famoso por haber presentado los primeros conciertos de Nirvana, Soundgarden y Pearl Jam, entre otras bandas, quienes dieron nacimiento al grunge. 

Para conocer más sobre los músicos que pusieron a Seattle en el mapa del rock, recomiendo visitar el MoPOP, o el Museo de Cultura Popular. Además de salas dedicadas a músicos como Kurt Cobain y Jimi Hendrix, el museo ofrece exhibiciones sobre cine, literatura y videojuegos diseñadas para ser disfrutadas por todos sus visitantes, sin importar la edad.

Seattle es la ciudad más poblada en la la zona noroeste de Estados Unidos pero, incluso con su área metropolitana, no llega a ser una megaciudad. Por lo mismo, es muy probable que logres ver todos los sitios de interés en un fin de semana. Yo recomiendo que la añadas a un viaje si planeas visitar más de la costa del Pacífico, ya que es el punto medio perfecto entre Vancouver, en Canadá, y Portland, en el estado de Oregón.