Gota del Chaco es el único hotel ecológico situado en la ciudad de Villa Montes en el Chaco boliviano, este alojamiento sostenible se caracteriza por respetar su entorno natural y contar con un sistema constructivo innovador con materiales reciclados, además de tener un uso y funcionamiento racional de los recursos tales como agua, energía y residuos sólidos. 

Compromiso de sostenibilidad

Eco Hotel Gota del Chaco posee tres componentes bien establecidos dentro de su compromiso de sostenibilidad, los cuales son: Medio Ambiente, Identidad y Calidad con Calidez, los cuales se plasman en la materialización de su arquitectura ecológica con la finalidad de ofrecer un servicio integral de hospedaje y turismo diferenciado. 

Una característica interesante del establecimiento son sus más de 8 mil botellas puestas en muros y jardineras en Gota del Chaco, además cuenta con 18 vitrales con botellas recicladas, lo que representa 50% del total de las ventanas que tiene el hotel. 

Arquitectura ecológica y vernácula

La arquitectura ecológica de Eco Hotel Gota del Chaco respeta su entorno natural con más de 136 árboles, teniendo como centro y distribuidor vertical del edificio una tipilla (árbol típico del Chaco) como parte de la naturaleza existente, manejo de jardinería y huerto urbano. 

Por su esencia ecológica, Gota del Chaco recibe distintos grupos de estudiantes para que puedan experimentar este modelo de emprendimiento ambiental.

En su decoración y acabados luce la identidad chaqueña a través de accesorios y elementos del diario vivir del hombre tradicional chaqueño (trapiche, carretón, arado, yugo, instrumentos musicales, vestimenta, etc.)

Identidad chaqueña eje complementario

La identidad chaqueña también se refleja en sus actividades turísticas como las peñas folclóricas, precursores en esta materia, con artistas con un marcado acento regional.  

La impronta chaqueña caracteriza las ofertas de servicios turísticos tales como el Día Criollo, La Ruta del Pilcomayo, La Ruta Histórica de la Guerra del Chaco, además el turismo comunitario con culturas vivas de la región (guaraní, weenhayek).

El concepto de la calidez de Gota del Chaco se expresa en la atención personalizada de sus dueños, quienes buscan que los visitantes tengan la experiencia de visitar la casa de una familia del lugar.

Artículo anteriorCFDS Global Online Financial Trading and Investing
Artículo siguienteCóndor y Albatros abren sus alas para unir al Ecuador
Consultor Turístico de la Agencia de Promoción y Desarrollo de Destinos Turistiqueros. Maestría en Gestión de Empresas Turísticas. Director del Proyecto Experiencia Capwell. Examinador de Competencias Laborales Turísticas.