Si piensas aventurarte en la América Latina tropical, Costa Rica podría ser tu mejor opción. Desde su vibrante cultura hasta sus fascinantes paisajes, este país centroamericano tiene algo nuevo que explorar en cada rincón, por lo que es el destino perfecto para las almas viajeras. Logró independizarse de España durante la primera mitad del siglo XIX pero mantiene una historia relativamente pacífica desde entonces. Actualmente Costa Rica es uno de los países más estables de América latina económica y políticamente.

A continuación te presentamos algunas razones por las que estamos seguros, te encantaría este país tanto como a nosotros.

Dos océanos para disfrutar

Costa Rica tiene la suerte de estar justo entre el Mar Caribe y el Océano Pacífico. Esto constituye más de 700 millas de perfila costanero en la que puedes disfrutar de diferentes entornos. Encontrarás playas desiertas que se extienden por millas, así como lugares llenos de actividades. Si deseas tomar el baño de sol perfecto, practicar el snorkel o surf, debes viajar entre diciembre y abril, durante la temporada seca, esa será tu mejor opción.

Lleno de gente feliz

Según el Índice Happy Planet, Costa Rica es el país más feliz del mundo. Y todos sabemos que la felicidad embellece a la gente. Desde 1949, el estado decidió no tener un ejército permanente y por lo tanto, dirige esos fondos a educación y salud, creando uno de los países con mayor alfabetización y esperanza de vida en el mundo. Con estos ‘detalles’ no es de extrañarse por qué el saludo más común de los ticos es “Pura Vida”, que significa literalmente vida pura, para celebrar su bienestar.

Amantes de la naturaleza

Costa Rica alberga el 5% de la biodiversidad del mundo y algunos de los microclimas más variados de América Central. Con solo ir al Parque Nacional Manuel Antonio, por ejemplo, puedes recorrer arrecifes de coral, playa y selva tropical en un solo día. Para los amantes de los animales, Costa Rica es uno de los mejores lugares del mundo para observar monos aulladores, perezosos, tortugas marinas y más de 50 especies de colibríes.

Paraíso de la aventura

Con una cuarta parte de su territorio convertido en parques nacionales, Costa Rica es conocida por sus fuertes leyes ambientales y de sostenibilidad, lo que lo convierte en el país perfecto para el ecoturismo. Algunas de las actividades favoritas de los viajeros son realizar caminatas en el Volcán Arenal, observar la vida silvestre en el Parque Nacional Corcovado y realizar compras a nivel local en el Mercado Central de Costa Rica.

Deliciosas experiencias

Gracias a su herencia patrimonial y a la ubicación del país, Costa Rica ofrece una exquisita variedad de alimentos diferentes. Su clima es perfecto para cultivar frutas tropicales que son difíciles de encontrar fuera de Centroamérica, como guanábana, guayaba y maracuyá. Sus raíces españolas, indígenas y afrocaribeñas llevan a la mesa una mezcla de frijoles, maíz, arroz, pescado y cientos de vegetales. Costa Rica es también uno de los mejores lugares para probar un poco de café y cacao fresco de la cosecha.

Ahora cuéntanos: ¿Estás listo para viajar a una tierra llena de maravillas naturales y vivir aventuras inolvidables?

Fotografías cortesía de Pixabay

*Este artículo se publicó originalmente en inglés en el blog de Hamaca Tropical Tours y se ha traducido al español, exclusivamente para Escafandra Magazine.